viernes, 23 de enero de 2009

Hasta Caperucita Roja era más lista

Ahora parece que es como japiguay decir que los hombres son unos nosequé y unos nosecuantos. Incluso entre los mismos hombres, si quieres quedar de progre y chachiguay no tienes más que decir: "Jo, qué inmaduros y que malos somos y no sabemos ni freir un huevo ni nada y encima estamos todo el rato como superempalmaos, jo". Y ya está, ya eres un puto hombre de hoy, más intelectual y más progre que Victor Manuel y Ana Belén juntos. No hay más que ver la publicidad, fíjate qué gracioso: "Los hombres no saben hacer dos cosas a la vez". ¡Buah tio, qué bueno! ¡Es que me parto el pene! ¡Quescojono, tio!. Pues mira, yo soy capaz de cagarme en la puta madre del publicista y silbar a la vez, ya ves tú, que risa.
A ver, hermosas, si un tio te engaña una vez, será un cabrón, vale, pero bonita de los cojones, si te engañan quinientas veces y sigues detrás del mismo prototipo de tío, no sé chica, igual tendrías que mirar a ver si eres tonta o así. "Si es que son todos iguales". Sí, por los cojones (y tampoco, modestia aparte). Serán, todos los que te atraen o a los que atraes, iguales, no te jode. "Es que, si vas en serio se asustan y si vas de dura, entonces te persiguen como babosas" A ver, otra vez, carapán ¿No será que son personas distintas? ¿Te lo explico como pa´tontos?: Mira cielín, el que se asusta en realidad no le das miedo ni nada, es que no le gustas un pijo, reina, si acaso para echar un polvo y ya está. Lo que pasa es que se adorna la cosa un poco para que no quede tan zafio. Pero, si hasta vosotras mismas, para comprar una puta polla de goma montaís reuniones de esas de vender fiambreras y las llamaís tapersex o no sé qué: "Ay! mira que mono Vanessa, voy a comprar este cacharrito para enriquecer mi vida en pareja". ¡Qué no! ¡Qué eso no enriquece! Qué lo que enriquece es el avecrem, bonita, que eso es para que te lo metas en el coño y te dé gustirrinín y ya está. Pero claro, dicho así queda mal, como vulgar, pues lo mismo pasa con los tíos, corazón. Lo que pasa es que se supone que una tiene dos dedos de frente para saber cuándo se la están dando con queso y cuándo no.
Y el tio que se te enamora y va trás de tí, pues es que, es... otro tío, otra persona distinta. Con gustos distintos, carácter distinto y todo distinto; lo que pasa es que en este caso a quién no le gusta es a tí. Fíjate, que sencillo. Ya os he resuelto el gran dilema de: "Hay que ver como son los tios". Pues distintos, dis-tontas.
PD: La imagen de la chica está claro que es para atraer lectores masculinos.
¡Qué machista! ¡Qué asco me doy! ¡Bah, to´los tíos iguales!

16 comentarios:

Alicia dijo...

Uff Fran, que superfuerte! jajaja.
Hay mucha niña mona estupidita que busca el prototipo de hombre musculitos-descerebrado..También hay mucho super-ficial que lo que quiere es una top-modeli.Que van a esperar?..Pero la mayoria de las mujeres os adoramos..Mis mejores amigos son y han sido hombres.
Te noto cómo algo resentidillo, jeje.
Besitos.

Fran dijo...

Resentido no, Alicia, si acaso cansado de quejicosas. Pero tienes razón, ahora que lo leo, quizá me ha salido pelín más heavy de lo que pensaba. jeje

María Jesús dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
BoliBic dijo...

jaja.. Si te digo que tienes razón, sin generalizar claro pues hay para todo.. pero mucho me fastidian esos hombres que escupen contra su cara.
Yo les llamo "lamebragas"

Salu2 fran ;)

JuanRa Diablo dijo...

Jo, Fran, iba a escribirte algo y que a la vez fuera inteligente, pero dos cosas en la cabeza al mismo tiempo no puedo hacerlas, que soy un tío desos.

PD: ¿Caperucita era ASIIII??? Pues qué mal me contaron a mí el cuento!!

Fran dijo...

Maria Jesús, me alegro que estés bien, se te echaba de menos. No creo que seas del tipo de mujer que critico en el post. Me da en la nariz que eres más inteligente.
Boli, tienes razón, ya lo digo, me parecen ridiculos esos tios
JuanRa, he buscado el teléfono de esta Caperucita pero no viene por ninguna parte, una pena

ninfasecreta dijo...

Pos yo no me considera una quejicosa y os doy caña a barrer. Por varios motivos: porque es divertido, porque el que se pica ajos come y porque sigue habiendo mucho mamón.

No sé por qué un tío (suponiendo que no es un mamón) siempre se ampara en que las tías somos gilipollas para justificar su existencia.

No será que hay hijosputa a mazo y también nenas tontas, al igual que hay nenas que merecen la pena y eso tampoco es políticamente correcto??

Fran, fran...

JUACO dijo...

Que bueenoooo! Sobre todo lo de Victor Manuel y Ana Belén.. Van de progres, comunistas... y son lo peor..
En cuanto a los machos y las hembras hay de todo en la casa del señor...
Un saludo...

Fran dijo...

Ninfa, ¿qué hay tios gilipollas? Más que el copón. Lo que no entiendo es por qué son los que más os "ponen" y ¿tias? Casi todas merecen la pena y ojalá buscasen lo que dicen que buscan.
Juanco, sobre todo a Ana Belén le tengo un asco solo superado por el que le tengo a Ana Rosa Quintana. Me ponen malo.

ninfasecreta dijo...

Franchu, te aseguro que los mamones no me ponen nadita, nadita... Será por eso que sigo sola (aunque picoteando, claro, no me voy a meter monja porque no haya príncipes azules, verdes o lobos cachondos...).

Besitosss

(Oye, últimamente nos inspiramos mutuamente, jajajaa! Mientras no sea nada personal, por mí, guay!)

María Jesús dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mustafa Şenalp dijo...

Çok güzel site.:)

silicongirl dijo...

jajaja, me he reido muchísimo con esta entrada. No debemos generalizar, igual que no todas somos iguales pues tampoco los hombres lo sois y gracias a Dios! porque si no sería todo muy aburrido.
Yo tengo un dicho "si me engañas una vez la culpa es tuya, si me engañas dos, la culpa es mía".
Yo siempre he atraido al mismo tipo de hombres: chicos con mucho músculo y poca cabeza, a lo mejor es que mi imagen atrae a este tipo de personajes y lo cierto es que mis gustos difieren bastante del guay de gimnasio. Tengo amigos estupendos que adoran a sus parejas y, aunque resulte tópico, en los hombres busco otras cualidades más que el aspecto físico.
El "kit" de la cuestión es relacionarse bien y no caer siempre en lo mismo.
Si te vas con un hombre para el que la única preocupación es que su pelo esté perfecto en cualquier momento ya sabes lo que te puedes esperar... y lo mismo de las mujeres eh!

Besitos

Chipsoni@ dijo...

Estoy contigo, no todos son iguales.

El problema es que nadie manda sobre lo que "le pone" y normalmente te pone lo mismo casi siempre, asi que si, que para cada mujer todos los hombres (que le gustan) suelen ser iguales y si te ponen un tipo de tio que por sus caracteristicas, lleva asociado el pavor al compromiso, pues tienes un problema.

En fin, que si, que estoy contigo, que no todos los hombres son iguales, ni siquiera son iguales todas las mujeres que se quejan de que todos los hombres son iguales, imaginate tú....

La Rizos dijo...

¡Buenas!
Te vi en los premios Blog del día y debo decir que me encantó conocer tu blog. Por cierto... yo no creo ni que todos seais iguales ni que las tías sean más listas. Prueba de ello es la misma Caperucita de la que hablas, que pasó de un lobo salvaje, pasional y que aullaba por ella para irse con un guardabosques mucho más peludo, gordo, feo y garrulo.

Rafa dijo...

Pues lo has conseguido, tío. Soy uno de esos simples que ve un pivón vestido de caperucita-cachonda y se fija, mira tú...
(Ah, el texto tampoco está mal)

COMPARTE ESTA ENTRADA O IMPRÍMELA